Tobin Bell, otra vez el villano de Saw

Milena López, Laura Acuña y Adriana Betancur. (Twitter)

El terror de “Saw” regresa puntual a su cita con Halloween, esta vez con la sexta parte de la saga, en la que Tobin Bell vuelve a encarnar a un villano que, en su opinión, será más grande que otros iconos del género, como Freddy Krueger o Jason Voorhees.

Ahora Bell, quien da vida al ingeniero John Kramer (alias “Jigsaw“), convertido en psicópata después de que su esposa perdiera el hijo que esperaba, vuelve a la carga este viernes en una sexta entrega dirigida por Kevin Greutert que ofrece algunas respuestas a los enigmas de la franquicia.

“Creo que, si consigo modelarlo como tengo pensado, mi personaje acabará siendo más grande que Freddy o Jason”, dijo a Efe el actor, presente en todas las películas de la franquicia. “He de decir que no he visto las películas de esos personajes, pero conozco a Kramer y sé cuál es su potencial”, añadió.

Para Bell, “Saw” es ya una franquicia de culto, aunque su intención es que el conjunto de estas películas en su totalidad ofrezca un producto final “poderoso e íntegro, en el que todas las piezas encajen”.

“Sólo hay que ver la reacción de la gente para darse cuenta de que es un éxito mundial”, comentó con voz reposada e inquietante el intérprete, quien indicó que en la sexta parte los guionistas quisieron “rellenar los huecos que faltaban por cubrir”.

“La saga es un puzzle y ahora estamos descubriendo qué es lo que hizo Kramer para convertirse en quien es”, apuntó el actor, quien admitió que la intención original de los creadores de la saga era rodar una sola película, aunque cambiaron de opinión al comprobar su éxito.

“Puedo asegurar que todo concluirá de forma que tenga su lógica”, explicó Bell, quien, no obstante, desconoce cuántas partes más se filmarán de la saga, aunque en Hollywood ya se habla de que “Saw VII” se rodará en 3-D.

EFE